VISIBILIDAD E INFORMACIÓN DE LA NUBE

Obtenga una mayor visibilidad en la nube y tome decisiones basadas en los datos

CONTENIDO RELACIONADO

Dominar las operaciones de la nube ›

Lea los dos primeros capítulos del nuevo libro de O’Reilly que tratan sobre cómo optimizar la empresa para obtener velocidad y agilidad.

Obtener el fragmento gratis ›

Imagine lo siguiente: la tan esperada revisión de su aplicación se pone por fin en marcha cuando, casi inmediatamente, empiezan a aparecer errores en el panel de control que usted y el propietario del negocio de aplicaciones están supervisando. No tienen ni idea de lo que falla.

Podría ser cualquier cosa, desde un problema de red a un ciberataque, o un fallo en el código de la aplicación. Afortunadamente, sus equipos de Red, Desarrollo y Seguridad ya se han puesto manos a la obra y han empezado a hacer algunas averiguaciones desde el portal que comparten, donde pueden examinar un conjunto vasto y unificado de datos que incorpora la telemetría de la aplicación de varias fuentes. Esos datos y los conocimientos asociados de la aplicación dejan claro dónde está el problema, y rápidamente lo diagnostican y lo arreglan. Han pasado treinta minutos, la aplicación está funcionando sin problemas, al dueño del negocio le encanta y, lo más sorprendente de todo, ningún miembro de los equipos de DevOps, NetOps y SecOps ha señalado con el dedo a nadie.

¿Es eso lo que sucede en su organización? ¿O es más bien lo siguiente?: se lanza su nueva y flamante aplicación, se producen errores, pero nadie se da cuenta hasta días después cuando el dueño de la aplicación le envía un mensaje de texto en medio de la noche para, todo en mayúsculas, comunicarle que los clientes no son capaces de cambiar de divisa por alguna razón, y están abandonando sus carros con frustración. Después de lo cual, se dirigen a Twitter para dar rienda suelta a su frustración, siendo así como el dueño de la aplicación se ha enterado del problema. A continuación, los diversos equipos comienzan a trabajar frenéticamente para probar que ellos no son los culpables del problema (y que, por lo tanto, pueden volver a dormir mientras los verdaderos culpables siguen trabajando). Mientras tanto, todo el que investigue la causa raíz del problema quedará limitado a lo que pueda observar en un momento determinado. Puede que sea porque el desarrollador de la aplicación haya saltado por alto al equipo de operaciones por falta de tiempo. Puede que sus sistemas no estén integrados y no puedan «hablar» entre ellos. Sea cual sea la razón de la desconexión, una cosa está clara, rebotar de un panel de control a otro hace que averiguar la verdadera causa del error resulte una tarea tediosa y difícil.

Unos días, o semanas, más tarde (bastante después de que haya tenido que volver a una versión anterior para evitar el caos total), se identifica el error y (¿Tal vez? ¿Con suerte?) se corrige y está listo para intentarlo de nuevo. Pero esta vez los ánimos están caldeados, el equipo de TI ha tenido suficiente, las disputas interfuncionales son algo cotidiano, en resumen, la reimplementación TIENE que salir bien. La tensión se palpa.

La verdad es que es difícil encontrar y arreglar la causa raíz de un error de aplicación en un mundo complejo y multinube. Hay un sinfín de consideraciones técnicas: el propio código de la aplicación, todos los recursos y parámetros de la red, y una miríada de definiciones y ajustes de seguridad. Y con mucha frecuencia, todos esos componentes técnicos se ven afectados además por consideraciones organizativas, como quién tiene acceso a qué datos y qué equipos coordinan estrechamente sus esfuerzos con qué otros.

Encontrar y arreglar la causa raíz de un error de aplicación en un mundo complejo y multinube es difícil.

Tiene que haber una forma mejor. (Destripe: hay una forma mejor.)

¿La clave para resolver los obstáculos mencionados y superar toda esta complejidad? Una mejor visibilidad de la nube. Niveles de visibilidad muy, muy profundos. Visibilidad para todos. Visibilidad a través de las aplicaciones, las nubes y la red, fácilmente accesibles mediante una interfaz familiar y fácil de entender. Visibilidad que favorezca la obtención de información relevante.

Suena bien, ¿verdad?

Cuando se comparte fácilmente entre los equipos una amplia visibilidad, estos pueden diagnosticar de forma rápida los problemas y resolverlos en colaboración. La visibilidad permite a sus equipos supervisar, rastrear e informar sobre la disponibilidad y el rendimiento de las aplicaciones, ofreciendo un valor que va más allá de la simple solución de problemas o el análisis de la causa raíz. La visibilidad holística ayuda a proporcionar respuestas a algunas de las preguntas más comunes que hacen los líderes de TI y de negocios. Preguntas como: ¿Cuántas aplicaciones hay funcionando en las instalaciones? ¿Cuántas en una nube pública en concreto? ¿Cuántas de las aplicaciones están sobreaprovisionadas? ¿Cuál es el estado de todas mis aplicaciones, y cuáles no logran ofrecer una experiencia excepcional al cliente?

Cuando la visibilidad se comparte entre los equipos, estos pueden diagnosticar rápidamente los problemas y resolverlos.

Ya se centre en el rendimiento, el estado o la seguridad (o en los tres), el buen funcionamiento de su ecosistema de aplicaciones requiere el acceso a una gran cantidad de información y datos. Con mucha frecuencia, esta información no está vinculada a una sola fuente sino que se origina en una amplia cartera de ecosistemas de aplicaciones, tales como equilibradores de carga, cortafuegos y controladores, así como consumidores de análisis, supervisión e integración, como Datadog, Uptime Robot, Telegraf, etc.

Con los niveles adecuados de visibilidad en todas las aplicaciones, la arquitectura de nube y las fuentes de datos, todos, desde los propietarios de las aplicaciones y los líderes operativos, hasta los directores empresariales y los líderes de C-Suite, deberían ser capaces de ver la cartera completa en las condiciones en las que les interesan, como centro de costes, departamento, ubicación y unidad de negocios, o cualquier metadato personalizado. Cuando se habilitan estas capacidades, cada usuario cuenta con información procesable y personalizada que le ayuda a tomar decisiones con conocimiento y basadas en datos. Y, por supuesto, los propietarios de aplicaciones y los operadores de redes se benefician de una visión holística de la cartera de aplicaciones, incluidas las dependencias que afectan al rendimiento, la disponibilidad y la seguridad, lo que garantiza que las implementaciones y la solución de problemas sean más rápidas.

El resultado final es que las organizaciones que implementan soluciones avanzadas de visibilidad y gestión de aplicaciones están mejor preparadas para hacer frente a los retos tanto cotidianos como extraordinarios que presentan aplicaciones. En estas organizaciones, los equipos correspondientes solo tienen que conectarse a un portal único y enseguida pueden comenzar a analizar una amplia variedad de datos relacionados con la pila de aplicaciones. Pueden ver la telemetría del tráfico, la telemetría de la red e incluso la telemetría de la plataforma. Pueden aprovechar las referencias existentes para identificar de forma rápida el comportamiento anómalo, y luego implementar una solución sin perder tiempo.

No se trata de algo disparatado. De hecho, se puede lograr ahora mismo. Pero todo depende de la visibilidad de las nubes y de los datos de información de los que se disponga. Sin eso, seguirá viviendo una espiral de miedo.

DESCUBRIR MÁS

Solución

Solucionar problemas de rendimiento de aplicaciones con F5

Los problemas de estado y rendimiento de las aplicaciones pueden deberse a varias causas, lo que dificulta la identificación del problema, y mucho más su solución. ¿La clave? Visualizar la ruta completa de datos.

Solución

Ganar velocidad de desarrollo sin los compromisos habituales

Necesita optimizar la seguridad, el rendimiento y la visibilidad sin ralentizar el desarrollo. Es lo que llamamos una arquitectura de nube segura.

Seminario web

F5 Beacon: visibilidad y análisis completos

El 100 % de los propietarios de aplicaciones carecen de visibilidad en todo el panorama de sus aplicaciones. F5 Beacon le ayuda a obtener los datos necesarios para tomar decisiones de impacto de forma rápida.